Carreras de orientación: ¡A correr con mapa y brújula!

Carreras de orientación: ¡A correr con mapa y brújula!

1

Correr es de cobardes, dicen. Mucha gente no le encuentra sentido el salir a correr así, sin más. Poco motivante, cargador. Una cosa es hacerlo por salud y otra por divertimento. A no ser que uno sea un gran aficionado a las carreras populares, viva el ambiente y se marque retos (marcas personales, carreras míticas…), es difícil poder tener una constancia en los entrenos.

Además, la mayoría de veces corremos solos. A muchos, yo el primero, disfrutamos más de los deportes colectivos, deportes tácticos. El entrenar solo puede acabar siendo aburrido (a no ser, como he comentado antes, que tengas un buen motivo para correr a menudo).

Y por si fuera poco, el correr no es una disciplina que puedas entrenarla con todo el mundo. Los compañeros de entreno deberían ser gente que tiene el mismo nivel o similar. A veces nos gustaría poder compartir nuestra afición con nuestra pareja, nuestro mejor amigo…pero al tener un nivel muy diferente al nuestro nos hace abortar cualquier intento (o no…, nos vamos al parque y cada dos vueltas que yo haga, tú haces una y nos encontramos en la siguiente. Separación al canto seguro, vamos. Mejor no probar.

Pero el mundo de los runners no se termina en las carreras populares.

¿Habéis oído hablar de las carreras de orientación?

Son competiciones campo a través, contra-reloj y sin un itinerario preestablecido, pero con la obligación de pasar por los controles señalizados en un mapa.  Hay básicamente dos modalidades de carrera: la lineal y la score, donde el orden de paso por los controles es fijo o libre respectivamente.

Los países escandinavos son los reyes de este deporte. Más numerosas que las carreras populares en nuestro país, así que imaginaros. Una auténcica locura.

En este deporte, el participante no tiene un recorrido prefijado, pero tiene que pasar sobre el terreno por unos puntos de control marcados por el mapa, en el menor tiempo posible, y en el cual, para guiarse entre control y control, dispondrá de un mapa y una brújula.

El mapa suele estar a escala 1:10.000 y tiene leyendas especiales. Según el nivel de los participantes (y de la categoría en la que participéis), el mapa será más o menos detallado. Recuerdo, sólo  podéis utilizar la brújula.

Por lo tanto, en este deporte no prima tanto la condición física; queda relegada en un segundo plano.  De nada me sirve hacer 4 min./km, si no encuentro el 2º control de la carrera y ando más perdido que Albert con una raqueta de badminton en medio del mercat de la Boquería.

A parte de la condición física, deberemos saber interpretar muy bien el recorrido. A veces el camino más corto no es el más rápido. Deberemos observar bien el relieve, los ríos, zanjas, granjas y edificaciones varias que nos encontremos por el camino.

Podemos competir individualmente pero la gran ventaja es que existe la posibilidad de competir por parejas y parejas mixtas. Y aquí vuelvo al principio del post; puedo competir junto a un amigo o mi pareja. A lo mejor yo puedo correr más, pero mi pareja domina mejor el mapa y la brújula. Se trata de formar un buen tándem. Uno corre y el otro le guía. Es normal tener que hacer paradas de vez en cuando para ver si se va en la dirección correcta, analizar la información que tenemos… con lo cual, aunque uno de los dos no tenga un nivel tan bueno de carrera, la cosa queda compensada. Aquí no va a ganar el más rápido precisamente.

Las competiciones de orientación no son como las populares donde todos salen al mismo tiempo. Aquí las parejas van saliendo con una diferencia de 1 o 2 minutos. Así no hay riesgo de que unas se persigan a las otras. Y aunque así sea, no os lo recomiendo. Si ellos se equivocan de ruta, os equivocaréis vosotros también.

Hay muchas modalidades (que por cuestión de espacio no comentaré): score, relevos, precisión, sprint, nocturna, string… Y no sólo existen las carreras de orientación a pie, también existen las carreras de orientación en bicicleta de montaña y orientación con esquís.

En definitiva, una buena forma de poder practicar nuestra disciplina favorita, compitiendo sin el stress de hacer una buena marca, participando con nuestra pareja, amigos, familia…, incluso hay competiciones para niños, adaptadas para ellos (la orientación pensada como un juego es muy motivante) y así pasar un buen rato divertido. Ideal para cuando estemos fuera de temporada y no queramos perder la forma.

Os pego un par de links para quien quiera tener más información sobre normativas, calendarios…

http://www.fedo.org/mambo

http://orientacio.org

Sobre el autor

Andreu

Andreu

Me llamo Andreu López y soy Licenciado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte desde hace más de 20 años. Y desde hace 15, preparador físico online. ¿Nos ponemos en forma?

Un comentario

  1. FER

    30 de mayo, 2010 a las 2:54 pm

    Interesante… aquí se puede decir aquella frase de: «no llega antes el que es más rápido, si no el que sabe donde va».
    Salut i kms!!

Deja un comentario